El sol y el agua del mar calman el dolor de los 27.000 enfermos de psoriasis en Aragón

El verano es la estación del año más beneficiosa para los afectados de psoriasis. Los baños de sol y agua de mar mejoran de forma notable las lesiones propias de esta patología, que en Aragón sufren unas 27.000 personas. No obstante, desde Acción Psoriasis recuerdan que deben disfrutar del sol con moderación y prudencia.

Andrea Bonafonte Rived

Zaragoza.- Los baños de sol y de mar así como los momentos de relax y descanso hacen que el verano sea la estación del año más beneficiosa para la mayoría de los afectados de psoriasis. Una patología que afecta al 2% de la población y que en Aragón sufren unas 27.000 personas.

La presidenta de Acción Psoriasis, Juana María del Molino, ha explicado que el verano es una época beneficiosa para los enfermos de esta patología porque hay sol, y “es uno de los principales tratamientos” para la enfermedad gracias a los rayos uva.

No obstante, desde la asociación de afectados insisten que, pese a los beneficios que pueda reportar el verano al afectado, es importante extremar la precaución a la hora de tomar el sol, para evitar así cualquier riesgo de quemaduras que podrían empeorar las lesiones. La presidenta ha apuntado que es necesario utilizar crema protectora, pero en las zonas con psoriasis se debe aplicar “10 ó 20 minutos después de la exposición al sol” para que los rayos uva puedan hacer efecto.

En este sentido, desde la Acción Psoriasis recomiendan que es necesario evitar la exposición al sol en las horas centrales del día, entre las 12.00 y las 17.00 horas, y proteger adecuadamente la piel no afectada con cremas solares, y los ojos con gafas de sol y gorra. Además, conviene tener en cuenta que las cremas solares solo protegen durante las dos horas siguientes a su aplicación.

También han señalado que algunas cremas utilizadas para el tratamiento se inactivan con la exposición al sol, como los derivados de la vitamina D. Asimismo, indican que algunos medicamentos tópicos pueden aumentar la sensibilidad de la piel al sol, por lo que inciden en que el paciente no debe aplicarse tratamientos tópicos antes de exponerse al sol.

Además, del Molino ha advertido que en caso de producirse una quemadura “empeoraría la placa de psoriasis”. Por ello, hecho hincapié en la importancia de tomar el sol con prudencia.

Por otro lado, los baños en el mar también contribuyen a mejorar en la mayoría de los casos las lesiones de psoriasis. La presidenta ha explicado que el ambiente húmedo de la costa contribuye a hidratar la piel, pero el afectado “no debe olvidar que la hidratación de la piel es fundamental”. Y es que, ha puntualizado, la piel seca origina picor e irritación, “lo que puede empeorar la psoriasis”. Así, las lociones y leches hidratantes después de tomar el sol ayudan a reblandecer la escama y a aumentar la elasticidad de la piel.

No obstante, del Molino ha reconocido que la época estival ofrece un respiro a los enfermos de psoriasis, pero también tiene su parte negativa porque deben exponer la piel a los demás. En este sentido ha recordado que la enfermedad no es contagiosa por lo que las sociedad “lo debería ver con normalidad”, ha conluido.

Fuente: http://www.aragondigital.es/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s